No, por más que algunos se empeñen, *almóndiga no es correcto. Es cierto que el Diccionario de la lengua española recoge el término, pero con dos marcas: en desuso (porque es una palabra que en el siglo XVIII se utilizaba) y vulgar (ya que hoy en día se considera eso, un vulgarismo). Por tanto, hemos de decir y escribir albóndiga.

Si queréis saber más sobre esta palabra, os recomendamos la lectura de “Toda la verdad sobre ‘almóndiga’“.